lunes, 15 de diciembre de 2008



El sol otorga un aura mística, que traspasa el delgado cristal de la ventana, la cortina revolotea como vuelos de golondrinas y el caos adentro es parte de la entropía universal. Así, sin más ni más el tiempo corre rítmicamente aunque en ocasiones pareciera detenerse.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

ohh esa se parece a la pintura de mi casa
pero asi no son las ventanas xd!!
aww me produce nostalgia.. nose porque
y eso que estoy aca.. :/
en fin
para que soltarme mas aki xd te quiero mucho y lo sabes wala
espero verte pronto :*

Haev Yarra dijo...

la raja la ventana